fbpx

Cómo Alcanzar tus Objetivos con Absoluta Certeza

Por: *Winston Samuel Ojeda. Blog: Cómo Alcanzar tus Objetivos con Absoluta Certeza.

Autor del libro: “¡Claro que Sí se Puede!”

La mayoría de los seres humanos durante nuestra existencia y con el paso de los años, al madurar, buscamos “vivir en armonía”, “disfrutar a nuestra familia”, “tener un buen trabajo”, tener “una hermosa relación de pareja”, o simplemente “ser felices”

A simple vista y sin mayores vueltas, las frases anteriores parecen englobar un “mundo feliz” que cualquiera desearía experimentar. Lo único malo es que dichas frases -vivir en armonía, tener un buen trabajo, una hermosa relación de pareja o ser felices- son tan genéricas, poco específicas y vagas en su acepción, que en realidad no significan nada.

Al pensar o referirse a ellas en forma tan generalizada no se echa a andar el sistema mental necesario para volverlas realidad. Sin embargo, en el afán de lograr concretar nuestras metas, es necesario que éstas sean lo más precisas posibles, para enfocarnos hacia ellas con claridad. En otras palabras, se requiere enfoque y total atención para saber exactamente el terreno que se pisa y a dónde queremos ir.

Es importante recalcar esto: Cuanto mejor sepas qué es lo que quieres, cuanto más claro sea el panorama, más fácil te será lograr lo que deseas.

El saber con precisión qué es lo que quieres te permite definir los pasos a seguir, te permite enfocarte correctamente hacia el objetivo deseado y al mismo tiempo diseñar una “hoja de ruta” que determine tus acciones futuras. ¿Quién soy? ¿Dónde estoy? ¿A dónde quiero ir? ¿Qué acciones debo tomar para lograr lo que quiero?

Nunca olvides lo siguiente: Lo más importante que debes hacer para alcanzar algo, es saber con PRECISION qué es lo que quieres.

Lamentablemente, la mayoría de las personas conocen muy bien todo lo que NO quieren. Utilizan su intelecto de manera negativa antecediendo la palabra NO a su léxico y con ello la hacen parte de su vida. Sin embargo, el conocer lo que uno NO desea, no implica saber qué es lo que uno SI quiere lograr.

¿Quieres hacer un cambio radical en tu vida? ¿Quieres deshacerte de tu mediocridad? ¿Quieres comenzar a lograr metas y objetivos? Haz algo inteligente, por muy sencillo y simple que parezca: Toma una hoja de papel y un lápiz y define exactamente qué es lo que deseas lograr. Las anotaciones deberán reunir la característica de NO utilizar la palabra NO en tus frases y deberán contener palabras que impliquen seguridad en ti mismo, como “Voy a…” “Me comprometo a…” 

Luego, asegúrate de verificar que las metas que has escrito cumplan con las siguientes características esenciales:

1- Tus metas deben estar expresadas en primera persona del singular. Solo tu eres responsable de su cumplimiento, por lo tanto, la ejecución de tus metas solo depende de tus propias acciones y no de las de terceros.

2.- Tus metas deben poder cumplirse sin perjudicar a otros, es decir no debes pisotear o herir las susceptibilidades de los demás para lograr lo que deseas.

3.- Tus metas deben ser claras, precisas y con una fecha predeterminada para alcanzarlas. No hay tal cosa como decir; – Algún día seré…, o tal vez pueda lograrlo en un futuro próximo, etc. Lo importante es definir “PRECISAMENTE” lo que quieres; de qué color, para tal fecha, etc., ya que de esa manera tu mente actuará de manera tal que sabrá perfectamente qué es lo que deseas.

4.- Tus metas deben ser repetidas EN VOZ ALTA cada noche como parte de un ritual, justo antes de acostarte para que se fijen en tu subconsciente, el cual trabajará mientras duermes. Recuerda que grandes cosas se han manifestado en esas horas a pesar de que el interesado descansa. Tu subconsciente es tu aliado y en la medida en que repitas tus metas con la CERTEZA de que serán alcanzadas, muy pronto tendrás resultados asombrosos. Luego repites la ceremonia al levantarte y así día tras día hasta que este ejercicio sea un hábito para ti.

Haz este trabajo con, por lo menos, cinco metas importantes. Luego, define un plan de acción, es decir algo que te permita de inmediato enfilarte hacia la cristalización de las mismas. Posteriormente como lo he dicho líneas arriba, fija “CLARAMENTE” un período de tiempo para lograrlas. Recuerda que todo resultado es consecuencia directa de una acción anterior. Si no entras en acción, una cosa es segura: NADA VA A SUCEDER.

Nunca olvides que es necesario que pienses lo más posible en tus metas. Una buena manera de respaldar tu encomienda es hacer recortes de revistas, folletos, o impresos en general que te permitan ver en un collage de fotos y viñetas de lo que te has propuesto conseguir. Si es un auto debes poner un recorte del modelo que prefieres, incluyendo el color y el año. Si es un viaje, fotos de la ciudad a visitar y algunos de sus atractivos turísticos.

Esto tiene un doble fin: Por un lado, te ayudará visualmente a tener tus objetivos en mente y por otro lado, conseguirá que tu subconsciente se convierta en tu aliado, ya que lo incluyes en la tarea de alcanzar algo que te agrada o que te causará placer y felicidad.

Recuerda que una vida sin metas es como un auto sin volante, un barco sin timón o un jet sin piloto. El sobrevivir sin tener un objetivo definido, es sinónimo de una vida aburrida y sin rumbo, que no quieres tener, dado que el simple hecho de leer este artículo te califica como alguien interesado en llegar con certeza al puerto final de tu destino.

La clave para mantenerte motivado y con entusiasmo, consiste en conocer de antemano lo que quieres, aunado a la seguridad de que puedes lograrlo y con el placer anticipado de que vas a disfrutarlo. Eso hará que te sientas poderoso y que no te quieras cambiar por nadie.

Así que sé preciso con lo que quieres, “VIVE” intensamente tu rito diario de metas, sintiendo y viéndote cómo si ya las hubieras logrado, contágiate de “ENTUSIASMO” y únete al selecto grupo de triunfadores que demuestra con hechos que, ¡Sí se Puede!

*Winston Samuel Ojeda es mexicano de nacimiento y tiene más de 30 años de experiencia impartiendo conferencias y seminarios de superación personal. Su oratoria impactante y amena, abarca temas que se relacionan con el crecimiento personal, el liderazgo, la familia y el network marketing.

Envía tus comentarios a: hola@claroquesisepuede.com